Aumento de Glúteos con Grasa

¿Qué es una Lipoinyección Glútea?

La Cirugía de Aumento de Glúteo también conocida como Lipoinyección Glútea consiste en extraer grasa excedente de cualquier parte de su cuerpo a base de una liposucción, para después colocarla en los glúteos, aumentando el volumen y mejorando la forma de esa zona.

Es un método conveniente para aquellos a quien el tiempo, fluctuaciones de peso o por razones genéticas, la apariencia de sus glúteos luce con bajo volumen, flácida o de forma poco armónica con su cuerpo. Es también una solución eficiente ya que se trata de un injerto de tejido autólogo (de uno mismo), lo que mejora el volumen y aspecto con una consistencia muy natural.

¿Soy candidato para una Lipoinyección Glútea?

La persona adecuada a someterse a una Lipoinyección Glútea no sólo es aquella que desea levantar, aumentar y definir sus glúteos. Debe contar también con exceso de grasa en algún área de su cuerpo que servirá como donante durante la cirugía.

Es preciso que el candidato goce de buena salud y es preferible que aquellas áreas de donde será tomada la grasa no se hayan sometido a una liposucción anteriormente.

¿Cómo se hace una Lipoinyección Glútea?

Una Lipoinyección Glútea tiene una duración que varía de 1 a 5 horas dependiendo de las áreas a tratar. En esta operación, después de aplicada la anestesia, se le realizarán unas incisiones en áreas preferentemente ocultas y cercanas a las áreas a trabajar. Por estas incisiones se introducirán las cánulas y se infiltrará una solución que contiene un basoconstrictor que minimiza la pérdida sanguínea, procediendo a la lipoaspiración y retiro de la solución previamente aplicada y grasa excedente. Al ser extraída se prepara y posteriormente se injerta en un plano intramuscular con respecto al glúteo.

Terminada la cirugía, es necesario permanezca hospitalizado por las próximas 12 a 24 horas.
Con este método usted logrará dar firmeza y volumen a sus glúteos de una manera segura, natural y efectiva.

Planificación de mi Lipoinyección Glútea

Para incrementar la satisfacción de nuestros pacientes, en BeautePlastique recomendamos antes de cualquier procedimiento, tener una cita con su Cirujano Plástico. Durante esta consulta inicial, tanto usted como su médico tendrán la oportunidad de conocerse, contribuir con sus opiniones sobre el proceso, pero sobre todo llegar a un punto en común referente a los resultados a obtener tras su cirugía de aumento de glúteos.

En esta cita, su médico evaluará su condición determinando si es apto o no para ser sometido a una Lipoinyección Glútea, también se le explicará cada uno de los procedimientos, incluidos tiempo de recuperación y costo de la cirugía.

Si usted padece de presión alta, alergias o es fumador, es de alta importancia informe a su médico sobre estas u otras condiciones, ya que algunas de ellas podrían perjudicar su proceso de recuperación.

Asegúrese que todos y cada uno de los aspectos de su cirugía sean claros para usted, de esta manera su satisfacción en el camino a recuperar la firmeza de sus glúteos será segura.

¿Cuales son los riegos de una Lipoinyección Glútea?

Como cualquier Cirugía Plástica, someterse a una Lipoinyección glútea incluye riesgos, sin embargo, éstos son mínimos al ser realizada por expertos como el grupo de cirujanos con el que BeautePlastique cuenta.

Aunque son poco usuales, tras un Aumento de Glúteos pueden presentarse algunas infecciones o sangrado que su médico tratará hasta el término de su recuperación.

Para evitar cualquiera de los riesgos anteriores es necesario siga meticulosamente las recomendaciones de su médico.

¿Cómo es la recuperación después de una Lipoinyección Glútea?

Tras la cirugía, la zona permanecerá adormecida por algún tiempo. Posteriormente, sentirá una molestia comparable con la que se presenta cuando se ha ejercitado mucho esa parte del cuerpo (sentadillas). Cuando las molestias son intensas su cirujano podrá manejarlas con analgésicos potentes.

Probablemente sea necesario el uso de una faja de compresión que le permitirá mantener unidos los tejidos durante 4 a 6 semanas. En el caso de haber requerido dejar un drenaje, este se le retirará en aproximadamente 5 a 7 días.

Se recomienda tener de dos a tres semanas de reposo, su médico le indicará el momento justo para que usted pueda salir y realizar sus actividades cotidianas.

No Comments Yet.

Leave a comment